Industria

La carrera por la electromovilidad en América Latina: ¿quién va más adelantado?

BYD planta México

América Latina avanza hacia un futuro eléctrico. México y Brasil ya tienen proyectos en marcha, mientras que Colombia y Perú muestran intenciones claras y eficaces. 

América Latina está emergiendo como un jugador clave en la carrera hacia las cero emisiones, con iniciativas gubernamentales, alianzas internacionales y planes de producción local de vehículos eléctricos. La región está comenzando a posicionarse en el mapa global de la electromovilidad.

Y es que, en Colombia se maneja un diálogo e iniciativas que abogan firmemente por la electromovilidad. El presidente Gustavo Petro ha mostrado en múltiples ocasiones su entusiasmo por convertir al país en un productor y ensamblador de automotores eléctricos.

Sin embargo, a pesar de las declaraciones de intenciones y un plan de reindustrialización de la movilidad eléctrica anunciado por el Ministerio de Minas y Energía en marzo de este año, aún no hay acciones concretas que materialicen el ensamblaje de vehículos eléctricos en el país.

Colombia y Venezuela proyecto carros eléctricos

El panorama de los vehículos eléctricos

Es de resaltar que el plan del Gobierno colombiano busca incentivar la cadena de valor local y fortalecer la competitividad de las empresas del sector, aprovechando el potencial del país para producir y exportar vehículos eléctricos nuevos.

Históricamente, la producción nacional de carros en Colombia ha estado a cargo de Renault Sofasa y Colmotores (Chevrolet). En mayo, General Motors anunció el cierre de la planta de producción Colmotores en Bogotá, marcando el fin de una era de siete décadas de producción.  Actualmente, Sofasa, con una capacidad de producción de 80.000 vehículos al año, es la única planta ensambladora de automotores de pasajeros activa en el país.

Chevrolet Bolt EUV

En entrevista con Mobility Portal Latinoamérica, Ariel Montenegro, presidente de Renault Sofasa, enfatizó: “Para ensamblar vehículos eléctricos, primero hay que robustecer la cadena de valor. Es insostenible una política de reindustrialización sin incentivos a la exportación y sin posicionar a Colombia como un proveedor de mercados vecinos que sumen a la actividad”.

Entre tanto, el panorama en América Latina se vislumbra de manera positiva. Por ejemplo, México se destaca como el séptimo productor mundial de vehículos y el líder en Latinoamérica en materia de electromovilidad. La empresa chino-mexicana SEV anunció una inversión de $400 millones para la instalación de una planta en Durango en 2025, proyectando producir 5,000 unidades de la Mini SUV eléctrica E-Wan Cross el próximo año.

Renault Mégane E-Tech eléctrico Colombia

Así va América Latina

Toyota también ha puesto sus ojos en México, invirtiendo $328 millones para la fabricación del modelo híbrido Tacoma en Guanajuato, destinado principalmente al mercado estadounidense. Además, Denso financiará una planta con $13 millones, generando empleo para 450 personas.

Ford ha comenzado la distribución del modelo Maverick Híbrida 2024, fabricado en Hermosillo, Sonora. Tesla también apuesta por México, anunciando la construcción de una Gigafactory en Monterrey, estimada para empezar a funcionar entre 2026 y 2027.

Toyota Tacoma 2024

Por su parte, Volkswagen invertirá $942 millones en su planta de Puebla para la creación de un centro estratégico de electromovilidad, mientras que Great Wall Motors (GWM) planea una fábrica de ensamble de vehículos eléctricos este año.

El panorama de Perú está activamente buscando inversionistas para producir carros eléctricos. El ministro de Economía y Finanzas del país Inca ha señalado el Terminal Portuario de Chancay, próximo a inaugurarse, como un posible centro de ensamblaje de vehículos eléctricos.

BYD planta México

Un mercado en crecimiento

Xiaomi y BYD son los nombres que más resuenan en el contexto peruano, y la primera mandataria del país, Dina Boluarte, se encuentra en China para reunirse con importantes empresarios. Así pues, el objetivo es atraer nuevas inversiones y acuerdos bilaterales en electromovilidad.

Para el caso de Brasil se presenta como un mercado atractivo para las inversiones chinas, que podrían distribuir automotores eléctricos en la región sin pagar aranceles. BYD confirmó que fabricará modelos eléctricos como Dolphin, Dolphin Mini, Yuan Plus y el híbrido Song Plus, produciendo casi 150.000 unidades al año a finales de 2024 y principios de 2025.

BYD Seagull, lanzamiento en Cali Automarcali S.A.S. Mova

Great Wall también planea producir en una planta cerca de San Pablo antes de fin de año. No obstante, el gobierno brasileño ha impuesto aranceles del 10% a las importaciones de vehículos eléctricos, que aumentarán hasta el 35% para 2026.

Por todo lo anterior podemos decir que América Latina está dando pasos significativos hacia la electromovilidad, aunque a diferentes ritmos. Mientras que México y Brasil ya están avanzando con inversiones concretas, Colombia y Perú aún necesitan materializar sus planes.

LE PUEDE INTERESAR: Estas fueron las 20 motos más vendidas de Colombia en mayo de 2024.


Paola Reyes Bohórquez. Con información de Mobility Portal Latinoamérica. 

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD