Terms & Conditions

We have Recently updated our Terms and Conditions. Please read and accept the terms and conditions in order to access the site

Current Version: 1

Privacy Policy

We have Recently updated our Privacy Policy. Please read and accept the Privacy Policy in order to access the site

Current Version: 1

viernes, enero 21, 2022
Clásicos Colombianos

Fiat Uno dice adiós: así fue su historia de 37 años en el mundo y Colombia

Fiat Uno

Durante casi cuatro décadas, el Fiat Uno fue uno de los modelos más populares de la marca italiana. Ahora, se despide de las líneas de producción.

Por Néstor Mauricio Delgado Lara.
Especial para EL CARRO COLOMBIANO.

PUBLICIDAD

Esta semana, Fiat confirmó una noticia que entristeció a muchos. Su estrella durante 37 años, el Fiat Uno, saldrá definitivamente de producción. Con la edición especial “Ciao” (expresión italiana para saludar o despedirse), este auto dejó un legado de más de 10 millones de unidades producidas en todo el planeta. Italia, Brasil, Venezuela, Yugoslavia, Polonia, Argentina, Sudáfrica y Ecuador lo vieron salir de sus fábricas.

Colombia nunca lo produjo pero si lo ofreció en sus vitrinas, proveniente de Venezuela en un principio, y luego desde Brasil. Logró ser, como en el resto de América Latina, uno de los vehículos más populares en las décadas del ’90 y 2000, siendo por años el primer escalón a la gama Fiat en nuestro país. Por eso, vale la pena repasar su historia

Vamos hasta 1979, cuando Fiat decidió reemplazar al 127 y encarar a la revolucionaria década del ochenta con un auto codificado como “Proyecto 146”. Giorgetto Giugiaro fue el encargado de darle forma, primando el confort y la fiabilidad mecánica, todo bajo una forma de “cubo” característica de los subcompactos de entonces.

Fiat Uno

PUBLICIDAD

Fiat Uno

Fiat Uno: nacimiento e inicios

A finales de 1982, el ya bautizado Fiat Uno se hizo realidad y debutó ante la prensa en Cabo Cañaveral, centro espacial de la NASA, en Estados Unidos. Su inmediato éxito se reflejó en el título del “Coche del Año” en Europa, destacando por su coeficiente aerodinámico de 0,34 Cx, buen despeje al piso, amplias ventanas y un espacio interior envidiable.

En carrocerías de tres y cinco puertas, podía obtenerse con motores de 990 c.c. (45 hp), 1.1 litros (55 hp), 1.3 litros (63 hp) y un diésel de 1.3 litros con 50 hp. También existió una versión deportiva con motor 1.3 litros, turbocompresor IHI, inyección electrónica Bosch L2-Jetronic y encendido Magneti-Marelli, además de frenos ABS y un sistema llamado “AntiSkid”, algo así como un control de estabilidad primitivo. 

Para 1985, el motor de 990 c.c. dio paso al nuevo propulsor Fire (Fully Integrated Robotised Engine), armado por robots. Además de este significativo avance tecnológico en su producción, era más liviano, lo que incidía favorablemente en el desempeño.

Fiat Uno Turbo

Fiat Uno

En 1989, el Fiat Uno se actualizó con detalles estéticos heredados de su hermano mayor, el Tipo, y mejorando el coeficiente aerodinámico a 0,30 Cx.

Ya en 1995 y tras 6.032.911 unidades producidas en el Viejo Continente, el Uno dio el paso al costado en Europa. Allí cedió su lugar al Punto, que enfrentaría con entereza a los Clio, Polo, Ibiza, Saxo y 205 de entonces.

LE PUEDE INTERESAR: Fiat Uno se despide del mercado con la edición especial “Ciao”

Fiat Uno 1984

PUBLICIDAD

Fiat Uno Weekend

Historia en América Latina

El Fiat Uno cruzó el Atlántico para llegar a Brasil, en agosto de 1984. Si bien a la vista era similar al europeo, bajo la piel era distinto. Tomó varios elementos del 147 como los motores de 1.048 c.c. para las versiones básicas y 1.300 c.c. en las superiores, y la suspensión trasera independiente, pues Fiat aseguraba que la suspensión del modelo europeo no aguantaría las duras vías sudamericanas.

Por este último detalle, el Uno latinoamericano llevaba la llanta de repuesto en el vano motor y no atrás, pues la arquitectura adaptada del 147 no permitía acomodar la llanta en otro lugar. Además, Brasil fue el hogar de diversas variantes: la furgoneta (Fiorino), la Station Wagon (Weekend), el sedán (Premio/Duna) y una pick-up, además del sencillísimo Uno Mille

Parte del papel del Uno quedó en manos del Palio en 1997, aunque continuó vigente como modelo de acceso con una renovación en 2004, hasta 2013. Por cierto, en esta etapa, el Fiat Uno también se comercializó en algunas regiones de África con una configuración similar a la del modelo brasileño.

Fiat Uno Mille 2004

PUBLICIDAD

Fiat Uno Attractive 2011

En 2010 apareció el actual Uno (Novo Uno), totalmente diferente al original pero heredando el concepto de amplio espacio interior en un espacio contenido. Tuvo motores de 1.0 y 1.4 litros, con versiones de 3 y 5 puertas y la furgoneta Fiorino. Aquí, cabe resaltar que la Fiat Fiorino tomó el nombre RAM V700 Rapid en 2017, como estrategia para impulsar a la marca del carnero en algunos países latinoamericanos.

Sustituido en cierto modo por el Argo en 2017 pero aún en producción, el Fiat Uno fue un ‘best seller’ no solo en Brasil, sino en otros países de la región. En Argentina se produjo hasta 2004, en Ecuador fue el primer carro de muchas personas y en Venezuela, formó parte del programa de “carro popular” con gran éxito comercial.

LE PUEDE INTERESAR: Este veterano Fiat Uno de 1996 está a la venta con apenas ¡900 kms! de recorrido

Fiat Uno Mille

PUBLICIDAD

Fiat Premio

Fiat Uno en Colombia

Por supuesto, Colombia no fue ajena a este fenómeno mundial. En noviembre de 1992 y tras una larga ausencia de la marca en el país, el Fiat Uno llegó con varias opciones que iban desde el básico Mille de 1.0 litro, hasta el Racing con motor 1.6 litros de 94 hp y una ‘pinta’ deportiva.

A los modelos de 3 y 5 puertas, luego se sumaron los derivados Weekend, Premio, Fiorino y Pick-up. Incluso, el Fiat Premio se ofreció como taxi.

Gracias a su sencillez mecánica y atractivo precio, logró ser uno de los carros más populares en la década de los noventa a nivel nacional. Su precio le permitía competir con referentes del segmento como Chevrolet Sprint, Daewoo Tico, Kia Pride o Renault Twingo, por mencionar algunos.

Fiat Uno Racing 1.6

PUBLICIDAD

fiat colombia, fiat uno way colombia, fiat argo colombia, fiat argo drive colombia, fiat gama en colombia, modelos fiat en colombia, fiat argo caracteristicas, fiat uno way colombia, fiat precios en colombia

En 1997 y con la aparición del Palio, el Fiat Uno dejó de ofrecerse en el país. Regresó en 2005 con su reciente puesta al día, ya con un motor Fire de 1.3 litros y 68 hp, en versiones de 5 puertas y Fiorino. Logró cierta notoriedad, pero muy lejos de lo alcanzado en la primera etapa.

Ya en 2011 llegó el actual Uno, que durante años fue el modelo de acceso a la marca y con la versión aventurera “Way”, aún es el crossover más barato de Colombia. En 2019 cedió parte de su clientela al pequeño Fiat Mobi, y más recientemente, otra parte de sus clientes tienen como opción al hatchback Argo.

LE PUEDE INTERESAR: Fiat Uno Way, el crossover más barato de Colombia (2018)

Fiat Uno Ciao, edición final de despedida

Fiat Uno Ciao, edición final de despedida

Despedida

Dicen por ahí que las leyendas no mueren, sino que reencarnan. Es posible que, en el futuro, Fiat retome el este nombre para otro de sus vehículos. Sin embargo, el actual Uno se despedirá de las líneas de producción dejando como herencia un concepto que sigue vivo: un auto fiable, sencillo, económico y muy versátil.

Por ahora, el Fiat Uno sigue disponible en las vitrinas de Brasil, Colombia y otros países de la región. Pero anunciado el fin de su producción, la desaparición definitiva es cuestión de agotar inventarios.

LE PUEDE INTERESAR: ¿Renovación para el Fiat Uno en 2022? Poco probable, pero así podría ser


Textos: Néstor Mauricio Delgado Lara.
Edición y Dirección General: Óscar Julián Restrepo Mantilla.

PUBLICIDAD

Óscar Julián Restrepo Mantilla
Administrador de Empresas y Publicista bumangués. Fundador, Director y Gerente General de la Revista Virtual El Carro Colombiano.