Terms & Conditions

We have Recently updated our Terms and Conditions. Please read and accept the terms and conditions in order to access the site

Current Version: 1

Privacy Policy

We have Recently updated our Privacy Policy. Please read and accept the Privacy Policy in order to access the site

Current Version: 1

Industria

Toyota retrasaría aún más entrega de RAV4 y 4Runner por crisis de microchips

Toyota RAV4 y 4Runner deberán frenar su producción en miles de unidades que se destinarían a nivel mundial. Una vez más la crisis de microchips afecta el sector automotor.  

Al anuncio del grupo británico Jaguar y Land Rover, de reducir a la mitad la producción de ciertos de sus carros, se suma Toyota debido a la escasez a nivel global de microchips.

La marca japonesa indicó que disminuirá la producción mundial que tenía prevista para diciembre de este año, la cual estaba estimada en más de 800 mil vehículos. Ahora este número pasará a máximo 700 mil unidades.

Así las cosas, Toyota interrumpirá la producción de algunos de sus modelos, entre los que se encuentran RAV4 y 4Runner. Así como cuatro referencias de Lexus: GX, NX, UX y ES, según Automotive News.

PUBLICIDAD

Demoras en entregas de Toyota

Estos anuncios se traducen en que la marca presentará demoras en las entregas de sus próximos vehículos a nivel internacional. Los más afectados serían Estados Unidos y otros países del continente americano.

En noviembre, la marca japonesa había anunciado que tendría que bajar el objetivo de sus ventas para este año en 500 mil unidades. Esto debido a los efectos en la escasez de semiconductores que presenta la industria.

El propósito de Toyota para este año estaba en vender 9.7 millones de vehículos. Sin embargo, por lo expuesto anteriormente este número sólo llegaría a 9.2 millones.

Hay que anotar que, durante la pandemia Toyota no tuvo que detener su producción, ya que tenía una buena reserva de microchips. Ahora, a pesar del “frenazo”, logrará un máximo histórico en su producción anual de vehículos con las 9.2 millones de unidades en 2022, que superarán los 9.08 millones de vehículos que logró en marzo de 2017.

Jaguar y Land Rover también reducen su producción

Otro de los grupos que se está viendo afectado de sobremanera por la escasez de semiconductores es Jaguar y Land Rover, que anunció su recorte obligado en la producción hasta el segundo trimestre de 2023.

En ese sentido, el grupo británico decidió recortar la producción de sus modelos de mayor volumen y enfocarse en modelos más rentables para reducir las pérdidas.

Así, modelos como Land Rover Discovery Sport, Jaguar F-Pace y Range Rover Evoque y Velar se verán afectados en su producción. Mientras que los modelos Range Rover y Range Rover Sport, que cuentan con el 70% de los 205 mil pedidos de nuevos carros de JLR, se priorizarán.

De igual manera, el Land Rover Defender es otro modelo que primará en producción, específicamente el 130, que es la novedad del fabricante británico. “Seguimos gestionando activamente los estándares operativos de nuestras fábricas, ya que la industria experimenta interrupciones continuas en la cadena de suministro global de semiconductores. La demanda de nuestros vehículos sigue siendo fuerte”, indicó JLR en un comunicado.

PUBLICIDAD

LE PUEDE INTERESAR: Land Rover Defender 130 debutó como la versión más grande del todoterreno.


Paola Reyes Bohórquez. Fuente: Automotivas.